El Ministerio de Educación informó que tres establecimientos técnicos del Biobío pasarán a ser Liceos Bicentenario.

Según se informó, los nuevos liceos son el Maurio Hochschild de San Pedro de la Paz (particular subvencionado), Nuevo Mundo de Mulchén (municipal) y el Industrial de Tomé (administración delegada). Estos se suman al República de Brasil (Concepción), Manuel De-Alzón (Lota), al de Lota, Los Ángeles y Lebu.

Al respecto, el seremi de Educación Fernando Peña, destacó que los recintos son “un grupo de establecimientos de excelencia, que comparten tres principios: Una cultura de altas expectativas, un foco en los aprendizajes y un trabajo intenso y sistemático al interior de la sala de clases. Estos conceptos permiten hablar de un modelo que da cuenta de muy buenos resultados obtenidos entre 2010 y 2014, donde se crearon sesenta recintos, cinco en el Biobío contando los que hoy están en Ñuble”.

Entre los beneficios de los nuevos liceos, está la entrega de un aporte económico entre los $140 millones y $234 millones dependiendo de la matrícula. Del total, un 70% será destinado a un proyecto de mejoramiento de infraestructura y/o adquisición de equipamiento y mobiliario.